Visitas

sábado, 13 de diciembre de 2014

# Amor # Familia

Reflexiones: ¿La madre o el padre?


¿La madre o el padre? Es así como he titulado esta nueva entrada tras ver algunos comentarios en algún sitio.

Véase la imagen, ¿Van a decirme que no es preciosa? Me resulta muy inspiradora y llena de amor. Además, es perfecta para esta nueva entrada. Rara vez nos ponemos a pensar que hasta en aspectos familiares se ha generalizado.

Frecuentemente escuchamos que la madre es la mejor, la que escucha y la que es incondicional. Rara vez escuchamos que se diga que el padre es bueno e incondicional. ¿Por qué? Claro, esto viene desde la imagen que desde los comienzos hasta hoy se ha educado y se ha dicho “es así”.

Mi opinión no está a favor de esto, y son razones privadas pero que me han enseñado a no generalizar. Me resulta penoso que muchas personas tengan una madre y un padre maravilloso, y solo tomen bando por uno. En su mayoría toman el bando por la madre, ¿Y en donde queda el padre? ¿Por qué deben creerse esa bola de estupideces de que el padre es menos que la madre?
Aplaudo a quienes tienen muy en claro que ambos tienen el mismo valor si los tenes. OJO: Yo no estoy generalizando, odio hacerlo. Es ahora cuando me pregunto, ¿Por qué a veces la imagen de los padres se ha dado de esta manera?

Pensemos un momento en lo siguiente: Ambos padres le hacen daño a sus hijos y por ser padres los hijos creen que está permitido, cuando pueden llegar a niveles de estupidez grandes y en donde limitan a sus hijos. ¿Creen ustedes que está bien decir que ellos hacen lo mejor porque son tus padres? Tampoco es correcto caer en eso.

Nadie nace sabiendo ser madre o padre, es claro que como humanos van a tener esos errores pero por ser humanos, muchas veces los padres hacen daño a sus hijos y se piensa que se puede permitir y es correcto por serlo. He aquí cuando viene la educación brindada desde la niñez para saber diferenciar si ellos hacen un bien o un mal.

En esto, solo trato de dar énfasis en que lo generalizado es incorrecto habiendo una infinidad de historias por las que tendremos muy claro NO DEBEMOS HACERLO. Cada persona vive una historia diferente.

Para no salirme del tema, quisiera hablar de otro tipo de casos: Los que solo tienen un padre, los que tienen una madre, a quienes les han criado otra imagen de la familia (abuelos, tíos, hermanos, primos etc), a quienes alguna de esa imagen no la tienen físicamente porque están en el cielo, a quienes no tienen una familia de sangre pero que si encontraron su hogar en quienes no son de su sangre, a quienes han sido adoptados y adoptadas.

¿Ven que hay miles de casos por los cuales podemos adentrarnos?

El que una persona haya dado a luz no le hace madre o padre, es aquí a donde deseaba llegar. Madre y padre es: Quien ama incondicionalmente, quien cría, educa y te lleva a un mejor camino. Es quien te sirve de guía e inspiración. Madre y Padre no es traer hijos al mundo.

Madre y Padre son palabras que tienen un significado infinito y que va más allá de lo que concibas en tus entrañas. Dejemos de creer que solo porque nos traen al mundo tienen un derecho sobre sí mismos. El ser padres se gana desde que rige el amor y lo anteriormente mencionado, no se gana por concebirnos y proceso natural de humanos.

Y repito, nadie nace sabiendo ser una madre o un padre pero se debe tener en cuenta que una vez llegas a este maravilloso paso en tu vida, VAS A AMAR MAS A ESE SER QUE A TU PERSONA. VAS A SER MAS MADRE Y PADRE, QUE MUJER U HOMBRE. No es lo mismo una cosa u otra. Así que, si paneas o no ser madre y padre, debes tratar de ser el/la mejor por el bien de quienes llamas hijos e hijas.  No descargues tu pasado y tus traumas en ellos, no les hagas caer en lo mismo… DEBES DARLES EL MEJOR EJEMPLO Y AMOR. Desde pequeños esta imagen se va creando y si la otorgan negativamente, créanme, en su mayoría el resultado se convertirá en un círculo vicioso. Por experiencia, no en todos los casos.

Entiéndase esto, por favor. Ahora, esto que les voy a comentar es personal. Amaría adoptar algún día, y eso no me va a convertir en menos madre porque ese ser no vino desde mis entrañas. Porque ser madre no estar embarazada, sentir los dolores de parto ni nada de eso. ¿Me he explicado bien?
Sé que pueden leerme hasta pesada en esta entrada, y es solo una opinión muy pelada y honesta de un tema que ha venido convirtiéndose en algo tan distorsionado. Pienso que debemos aprender a ver lo que es, no todo es dejarse llevar por el proceso neto de la vida humana. Esto va más allá de ello y deseaba compartirlo, porque a veces ante la rutina y lo que va dándose en nuestra vida, no pensamos claramente en ese papel de ser madre o padre.

El día que yo sea madre –uno de los días que más añoro en esta vida- seré la más feliz, y querré ser un ejemplo para ellos, igual querré que mi pareja lo sea y haré de todo para no caer en eso de “un padre es así y así…” y “una madre es esto y lo otro”. Ambos con el mismo papel, porque de eso se trata una familia, no se trata del papel que le toca a quien y a aquella. ¿Me explico?

Me despido de una vez, y concluyo esta entrada. Solo piénsenlo muy bien, y si por alguna razón nunca conociste a tus papas y te criaste con otras personas que han representado ese papel… Ve y abrázales. Que el orgullo viva en vos porque sos dichoso o dichosa. Si no sabes lo que es tener un hogar, no te preocupes más. Algún día vas a tener esa oportunidad de tener la tuya y en ese instante vas a conocer tu hogar. Si tu madre o padre, a quien le consideres como tal está en el cielo, debes estar seguro y segura de que desde allá siempre va a guiarte y protegerte.

Les mando un inmenso beso.

¡Disfruten de Diciembre! Tiempo de empezar a creer, perdonar y sobretodo, amar al prójimo. 


Publicar un comentario

Suscríbete